Nuestro estudiante de Bach, Carlos Andrés Pérez hizo historia con el Deportivo Cali categoría 2003, al consagrarse campeones del Torneo Nereo Rocco Gradisca 2019 (Údine,Italia), superando desde el punto penal 14-13 a Chivas de Guadalajara tras igualar 1-1 en el tiempo regular.

Nuestro delantero tuvo una destacada actuación en la final marcando 2 de los 14 penales que los coronaron campeones. 

“La final fue un partido complicado y más aún con los penales tan largos que tuvimos”, expresó Carlos.

“La Cantera de oro” del Deportivo Cali es el primer equipo colombiano en ganar este torneo. En la primera fase vencieron al Bolonia (3-1) y al Olimpia Ljubljana (4-1), donde Carlos hizo una de las cuatro anotaciones. Estas victorias les permitieron avanzar a cuartos de final frente al equipo Udinese con quienes igualaron a cero tantos, a la poste un 5-3 en la tanda de penales dio el paso a los Azucareros. En ronda semifinal, empataron contra el Nápoli (1-1) pero en la ronda de penaltis fueron los caleños quienes ganaron el tiquete a la final contra las Chivas de Guadalajara. 

Una final que pasará a la historia, no solo para el Deportivo Cali sino para el Colegio Colombo Británico que ha sido testigo del talento de Carlos dentro y fuera de la cancha.

La pasión por este deporte la empezó a forjar a la edad de 4 años, cuando él acompañaba a su padre, Andrés Pérez, a los partidos que éste disputaba. De la mano de su padrino empezó a escribir su propia historia en el Cali cuando, sin haber cumplido los cinco años, entrenaba con niños mayores y desplegaba un talento que ameritaba atención. Un inicio que da testimonio de la disciplina de Carlos, quien ahora, 11 años después, se alza con el primer gran triunfo internacional en su hoja de vida futbolera.    

Sin embargo, para Carlos el inicio de su sueño realmente es ahora y está vigente en su corazón: Ser futbolista profesional y llevar su talento por las ligas del mundo.

Síguenos